Es difícil exagerar lo omnipresente que es el Gran Premio en el mundo de los deportes de motor y las carreras de automóviles. A partir de 1906 y continuando durante el año en curso, el Gran Premio ha entretenido a los fanáticos de todo el mundo durante más de un siglo, y no muestra signos de desaceleración. En 1967, las carreras se extendieron a Canadá con el Gran Premio de Canadá. Si bien el camino no siempre ha sido sencillo, la carrera es un pilar de la cultura automovilística norteamericana. Aunque no adornará nuestras pantallas en 2021, el Gran Premio de Canadá es una experiencia inolvidable. En lugar de nuevas carreras tremendamente reñidas para ver este año, echemos un vistazo a algunas de las razones para esperar la el regreso de la carrera en 2022.

Las estrellas nacen en el circuito

Ecclestone: Kubica será 'más fuerte que antes'

Robert Kubica se estrella en Canadá 2007 F1 GP

El Gran Premio de Canadá ha convertido a muchos pilotos en un nombre familiar. En 1995, por ejemplo, Jean Alesi tuvo su primer avance en Montreal, convirtiéndolo en uno de los pilotos más populares del circuito. En 2008, Robert Kubica se llevó a casa su primera y única victoria en la F1 en Canadá, solo un año después de una accidente particularmente espantoso en el Gran Premio de Canadá de 2007. Hay muchos otros ejemplos de carreras que elevan a los pilotos al estrellato con una sola victoria.

Los espectadores que están considerando asistir al evento o tomarse un tiempo para verlo en vivo mientras se relajan con su juego online favorito tenga la oportunidad de ver las estrellas en ciernes mientras los conductores se lanzan por el precario circuito.

Los vehículos mejorados con un rendimiento impresionante salen a la pista

Otra razón para prestar atención al Gran Premio de Canadá no son tanto los corredores, sino los propios autos de carrera. Cualquier vehículo puede tartamudear después de haber sido conducido con demasiada fuerza durante demasiado tiempo. Los conductores en el circuito del Gran Premio de Canadá, sin embargo, no pueden darse el lujo de hacer una parada con un mecánico para un chequeo completo en medio de la carrera; una parada rápida en boxes es lo mejor. Esto significa que los vehículos deben ser de gama alta con un rendimiento que mantenga a los participantes, así como a los que se encuentran en las gradas, lo más seguros posible.

Las mejoras de la unidad de potencia aparecen con frecuencia en las carreras. Ferrari introdujo notablemente su actualización al circuito canadiense en 2019, con actualizaciones de la unidad de potencia de Mercedes, Honda y Renault también aparecieron en la pista a lo largo de los años. Si te encanta ver cómo los autos llegan al límite, entonces el Gran Premio de Canadá es la carrera para ti.

Abundan los entretenidos momentos de rareza

Los fanáticos de las carreras que aprecian lo ligeramente absurdo encontrarán mucho que amar en el Gran Premio de Canadá. El evento siempre tiene al menos algunos momentos entretenidos como frecuentes avistamientos de marmotas en o cerca de la pista y los autos disminuyen drásticamente solo antes de cruzar la línea de meta, dejando a los conductores frustrantemente cerca del premio mientras sus oponentes se llevan la victoria por detrás.

Las carreras de automóviles son conocidas por sus momentos impresionantes y complicaciones imprevistas, pero el Gran Premio de Canadá generalmente tiene un poco más de emoción que ofrecer que otras carreras de Gran Premio.

El 'Muro de los Campeones' está a la vuelta de la esquina

Kevin Magnussen Haas GP de Canadá F1 / 2019

Kevin Magnussen Haas GP de Canadá F1 / 2019

Ningún evento de Gran Premio estaría completo sin "tradiciones" que son bastante inoportunas para los conductores. Afortunadamente, el muro de los campeones en el Gran Premio de Canadá cumple el papel bastante bien. En 1999, Michael Schumacher, Jacques Villeneuve y Damon Hill se estrelló contra el Muro de los Campeones y nació una tradición. El muro ha cobrado numerosas víctimas, incluidos Rubens Barrichello, Ralf Schumacher y Bruno Senna, mientras los autos vuelan alrededor de las curvas 13 y 14.

Los fanáticos de los choques y los giros de fortuna disfrutarán viendo a los pilotos cerca del final de la carrera mientras esperan a ver quién se adjudicará el muro este año.

 La multitud ama la carrera

Esto puede parecer una razón inusual para amar una carrera, pero los fanáticos del Gran Premio de Canadá amar la raza. Son extremadamente ruidosos y están unidos en su entusiasmo, y la atmósfera resultante es realmente algo digno de contemplar. Si bien el aire puede ser un poco más electrizante en persona, es increíblemente gratificante escuchar los vítores de la multitud mientras los conductores corren hacia la victoria (o una colisión prematura con el Muro de Campeones).

Los entusiastas de las carreras encontrarán muchos fanáticos tan emocionados como en el Gran Premio de Canadá. Si no puede viajar allí en persona, los pubs siempre están llenos de juerguistas listos para ver la carrera.

La ciudad es increible

Si está pensando en ir a la carrera, ¡asegúrese de programar unos días adicionales para disfrutar de las vistas! Montreal es una ciudad verdaderamente increíble con algo para todos los gustos. Desde las calles adoquinadas del casco antiguo hasta la Basílica de Notre-Dame y Mount Royal, Montreal tiene un encanto histórico y de clase contemporánea.

Debido a la popularidad de la carrera, la ciudad siempre está llena de eventos de F1 la semana antes de la carrera. Sin embargo, otras actividades son igualmente populares, como la parada en boxes challenges y música en vivo junto con deliciosa comida y camaradería. Si bien queda por ver cuánto de esto regresará a tiempo para el evento de 2022, los fanáticos pueden estar seguros de que siempre habrá algo inolvidable en Montreal.

El circuito es insuperable

Finalmente, quizás la mayor razón para visitar el Gran Premio de Canadá es el circuito. La Île Notre-Dame es un isla artificial situado en la vía marítima de San Lorenzo. El circuito es particularmente implacable, quizás más que otros lugares, con paredes que están cerca de la pista (el Muro de los Campeones), una superficie de pista complicada que exige precisión y una serie de chicanes y rectas que ofrecen a los conductores muchas oportunidades para pasar. los otros conductores y asegurarse de que ningún plomo sea seguro.

Los fanáticos de los eventos del Gran Premio no querrán perderse el Gran Premio de Canadá. Ya sea que lo visite en persona o vea la carrera desde la comodidad de su hogar, la experiencia será inolvidable.


Cláusula de exención de responsabilidades:
Las opiniones expresadas son las del autor y no reflejan necesariamente las opiniones u opiniones de F1-Fansite.com, el personal o los socios.


✅ Mira más publicaciones con temas relacionados:

¿Cuál es tu opinión de fanático de la F1?

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Las areas obligatorias están marcadas como requeridas *

Por favor siga nuestro comentando pautas.